De la disolución del espacio doméstico/laboral (2 de IV)

abril 19, 2010 § Deja un comentario

Este “produccionismo” parece haber encontrado un cómplice en la implantación doméstica de Internet. Por lo general, se ha vendido como un auténtico éxito/avance/progreso el hecho de que podamos desempeñar el trabajo desde nuestros hogares. Que desempeñemos el trabajo desde nuestro hogar no es nuevo y podemos encontrar abundantes ejemplos en la historia de las prácticas laborales. La novedad que trae consigo ahora esta situación es que su aumento viene provocado por el desarrollo de las redes cibernéticas.

Habría que preguntarse con más calma si es necesariamente positiva esta disolución entre el espacio laboral y el espacio doméstico. Sobre todo cuando, aunque no se trabaje desde casa, observamos como se prolonga el tiempo de lo laboral  viendo/leyendo/escuchando/buscando cosas en Internet relacionadas con nuestro trabajo o consultando el correo electrónico profesional fuera del horario que establece lo remunerado. Así el “tiempo útil” nos localiza gracias a nuestra propia complicidad con él e invade nuestro tiempo de ocio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo De la disolución del espacio doméstico/laboral (2 de IV) en numax.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: